Las dos obras que transformarán a Magangué en términos de desarrollo social, económico y formativo fueron inspeccionadas este lunes por el gobernador de Bolívar, Yamil Arana Padauí.

Una de ellas es la construcción del Centro de Exposiciones Agropecuarias, una megaconstrucción que, según explicó el mandatario de los bolívarenses, se convertirá en el polo de desarrollo del sur de Bolívar, situada en el municipio de Magangué.

“Estamos haciendo una visita no al coliseo de ferias como han dicho algunos. Este es el Centro de Exposiciones Agropecuaria donde los campesinos olvidados históricamente van a poder traer sus productos y van a poder tener relaciones directas con las grandes empresas sin intermediarios. Para que las utilidades se queden en esta población olvidada”.

Este proyecto también contempla espacios para la exposición de equinos y bovinos, otras de la actividades que son generadoras de empleos en esta zona del departamento.

Una vez se hizo esa inspección que tienen avances significativos, se recorrió lo que será la nueva sede del Sena en esta sección del departamento, una de las obras más esperadas por los estudiantes y bachilleres interesados en capacitarse teniendo todo el apoyo de la Gobernación de Bolívar.

Lo que se explicó es que tendrá varios salones para prestar múltiples servicios, bloque principal de dos pisos con varias aulas educativas, talleres, 5 piscinas para criadero de peces, una bodega de piscicultura. Una cancha polifuncional, área de talleres para trabajo en altura, y de diferentes sectores industriales.

“El Sena estará presente para preparar a todos el que quiera y eso significa progreso”, precisó Yamil Arana desde Magangué.

Por último, anunció que este miércoles 13 de marzo se inaugura en este mismo municipio la primera Casa Púrpura, un lugar de atención especial para las mujeres, para aquellas que cuando son violentadas, de cualquier manera, puedan recibir la ayuda que sea necesaria con el fin de acabar este flagelo.

Este proyecto es liderado por las gestoras sociales de Bolívar y Magangué.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *