El presidente ucraniano, Volodimir Zelensky, acusó este viernes a Rusia de retrasar “deliberadamente” la exportación de cereales desde los puertos ucranianos destinados a países de África y Asia.

“Hoy, más de 150 barcos están haciendo fila para cumplir con las obligaciones contractuales para la entrega de nuestros productos agrícolas”, dijo Zelensky en un video.

“Es una fila artificial. Solo surgió porque Rusia está retrasando deliberadamente el paso de los barcos”, añadió.

Zelensky no especificó la causa del retraso, pero enumeró los países afectados por estos retrasos: Egipto, Túnez, Argelia, Marruecos, Líbano, Irak, China, Bangladés e Indonesia.

Ucrania exportó “cerca de tres millones de toneladas de comida” menos debido “a la ralentización rusa”, criticó.

“Rusia está haciendo todo lo posible para que al menos cientos de miles de estas personas se conviertan en migrantes forzados, que buscarán asilo (…) o morirán de hambre”, manifestó.

El 22 de julio, Rusia y Ucrania firmaron un acuerdo con la mediación de Turquía y el amparo de la ONU para reanudar la exportación de los cereales ucranianos bloqueados por la guerra.

Otro acuerdo firmado en el mismo momento garantizó también a Moscú la exportación de sus productos agrícolas y fertilizantes, a pesar de las sanciones occidentales.

Pero Rusia ha criticado el pacto y ha denunciado sin pruebas que la mayoría de las exportaciones de grano llegaban a Europa y no a los países pobres, donde más se necesitan.Volodimir Zelensky acusó este viernes a Rusia de retrasar “deliberadamente” la exportación de cereales desde los puertos ucranianos destinados a países de África y Asia (Ukrainian Presidential Press Office via AP)Volodimir Zelensky acusó este viernes a Rusia de retrasar “deliberadamente” la exportación de cereales desde los puertos ucranianos destinados a países de África y Asia (Ukrainian Presidential Press Office via AP)

La ONU dijo ayer que es vital para los países en desarrollo que se extienda el acuerdo sobre granos entre Ucrania y Rusia, aunque este último considera que la parte de la que debía favorecerse no se ha aplicado bien y que si esto no se resuelve no hay razón para prolongarlo.

El acuerdo, suscrito el 22 de julio por un plazo prorrogable de 120 días, ha permitido la exportación de ocho millones de toneladas de granos y otros alimentos en cargamentos que partieron de tres puertos de Ucrania a través del Mar Negro, según datos publicados hoy por la ONU, que fue mediador en el arreglo.

“La iniciativa ha ayudado a estabilizar y por consiguiente a rebajar los precios de los alimentos en el mundo”, sostuvo la organización.

No obstante, el embajador de Rusia ante la sede de la ONU en Ginebra, Gennady Gatilov, criticó ayer el acuerdo en una reunión con periodistas en Ginebra.

Sostuvo que la parte relativa a las exportaciones de Ucrania “está funcionando”, pero la que debía facilitar también las exportaciones de granos y fertilizantes de Rusia “se ha quedado atrás” sobre todo porque los productos de este país no pueden llegar a Europa por las sanciones.

Indicó que los elevados precios de las pólizas para asegurar las cargas también son un obstáculo.

El acuerdo -de no ser prolongado- debería llegar a su fin la tercera semana de noviembre. La ONU considera que ello tendría efectos nefastos en los precios de los alimentos, que tras alcanzar picos históricos en los primeros meses de la guerra de Ucrania bajaron en los últimos meses (-8,6% en julio, -1,9% en agosto y -1,1% en septiembre).

No obstante, los precios de materias primas, como el maíz y el trigo, están volviendo a subir por la incertidumbre que hay sobre la continuación de las salidas de los barcos desde las costas de Ucrania.

(Con información de AFP y EFE)

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *