Eso Va Noticias

CARTAGENA CON TANTA NECESIDAD Y DAU TIENE LAS ARCAS LLENAS

Por Rubén Rodríguez García

No invertir los recursos en los programas sociales del Distrito, y mantenerlos retenidos, me hace recordar aquel trágico cuento del mendigo que se acerca al hombre adinerado a pedirle una limosna para comer, y este le dice, no me hables de comida porque estoy harto.

Lamentable situación esta la que se ha planteado en la administración, cuando a menos de 40 días para que concluya la vigencia 2020 no se han ejecutado más de $300 mil millones, de los cuales unos $225 mil millones estaban destinados para inversión en programas sociales y obras.

Mientras la ciudad navega hoy, en medio de aguas turbias y plagadas de múltiples problemas por cuenta de las necesidades y las afugias financieras, lo que se observa es una administración incapaz e inoperante para dar respuestas reales a tales situaciones. Solo hasta hace unos días atrás fue que se escuchó la inaudible voz del mandatario distrital en medio de una reunión con el gobierno anunciando que contaba con 45 mil millones de pesos para apoyo a la Pequeña y Mediana Empresa. Un anuncio por lo menos de lo que podía ser un acto de gobierno pero que ha quedado en eso porque aún no se concreta nada.

La administración tiene las arcas llenas de recursos porque no se invirtieron y gran parte de ellos se direccionaron para cumplir compromisos de la administración en las cuestionadas Ops y demás. El murmullo que corría y que hizo carrera en los bajos de La Alcaldía era que Dau se abstuvo durante varios meses de aprobar inversiones que eran necesarias para la ciudad, pese a que los funcionarios, se lo advirtieron. Ejemplo de ello, fue lo que ocurrió con el exsecretario de Infraestructura, Gonzalo Jácome, quien se cansó de advertirle sobre la limpieza de los canales atendiendo los requerimientos de la Procuraduría. Nunca se cumplió.

Y si nos devolvemos meses atrás, aún no se tienen claras las cuentas en materia de inversión por parte de la administración con relación a la atención del Covid19. Lo que si está claro es que fueron varias las donaciones de la empresa privada y junto con el Gobierno Nacional ayudaron al Distrito a superar la crisis de la pandemia sin que la administración se metiera de manera recurrente la mano al dril.

Y una vez superada la cuarentena, el escenario de la ciudad era lamentable. Todos pedían a gritos por parte del Distirto un programa de reactivación económica principalmente para quienes lo requerían. Pues bien, ahora haciendo memoria en dicho plan fueron incluidas las llamadas matronas del Portal de Los Dulces y, en medio de un show mediático, le entregaron a estas 27 mujeres de este emblemático lugar, 50 mil pesos.

Al señor Dau y su equipo hay que recordarle que los recursos que no se usan durante una vigencia generan un detrimento presupuestal que se ve reflejado entre tantas cosas con una disminución de recursos transferidos por la nación para el siguiente año. Es decir, Cartagena por cuenta del mal manejo financiero, será castigada por no hacer buen uso de los recursos.

Dirá entonces el comité de aplausos del señor Dau, que se logró un buen ahorro y que, por primera vez en muchos años, no se lograba mantener las arcas llenas como están hoy. El asunto es que los problemas y la inversión social no dan espera y el alcalde demostró que no está preparado para esto.

Su plan de gobierno contempla la lucha contra la corrupción que, entre otras cosas, va perdiendo y la superación de la pobreza. Y ahora que recuerdo, este último planteamiento, lo tiene ya resuelto con la propuesta del senador Araújo y la consecución de más de 2 billones de pesos a través del Fondo Para la Erradicación de la Pobreza. Conclusión: el alcalde Dau no ha dado cumplimiento a los dos planteamientos de su plan de gobierno y la ciudad, tras ese salto al vacío que dio con su elección, aún no se repone del golpe.

Comparte

Artículos Recientes:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *