Son dos los hechos que deberán concentrar la atención por parte de las autoridades en el tema del cuestionado veedor Jorge Quintana Sosa quien aún está en el ojo del huracán.

El primero de ellos está relacionado con el que hubiera dado a través de conversaciones las cuentas de su yerno quien tiene contrato en la Gobernación e igualmente dar el número de cédula de su escolta quien fue asignado por la Unidad de Protección para que le consignaran y le transfirieran sumas de dinero producto de una presión constante a quien sería una de sus víctimas.

El segundo hecho es que en los últimos días ESOVA NOTICIAS ha dado a conocer audios en donde el cuestionado veedor Jorge Quintana Sosa le habla a una persona (con voz lacónica y despertando dolor y compasión) en donde exige pagos y transferencias de dineros a dichas cuentas bancarias.

Tanto el escolta Roberto González Miranda como el yerno de Quintana, Jaime Antonio Olmos Herrera, recepcionaron dinero producto de esta presión que ejercía el cuestionado veedor a través de audios y mensajes.

De esto queda evidencia en más de 45 audios y conversaciones de wattsapp que resposan en manos de las autoridades. ¿Extorsión o constreñimiento?; ¿Qué pretendía evitar el veedor al dar referencias bancarias de otras personas?; ¿Los recursos que llegan a sus manos serán producto de ayudas humanitarias?; ¿Serán pagos bajo presión?. Ardua tarea tendrán las autoridades.

El abogado, dirigente sindical, trabajador Social y veedor Erick Urueta, asegura que por si solo una consignación a un familiar o un tercero cuando es producto de un licito no genera conducta reprochable. Sin embargo, la suspicacia está y se convierte en reto para las autoridades. Es necesario saber ¿Quién envío el dinero?; ¿Para qué se envió?, ¿Por qué se utilizó la cuenta de terceros? Y es preocupante que se establezca si esto se está haciendo con un fin delictivo.

“Es importante mencionar que como veedores nos sentimos un poco acongojados que esto suceda con una persona que en el pasado denunció hechos de corrupción; sin embargo, esto lo coloca en la palestra pública y serán las autoridades que entraran a determinar las presuntas conductas punibles cometidas por Quintana”, expresó Urueta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *