Por: Luis Adolfo Payares

El consultor empresarial norteamericano JHON C MAXWELL, reconocido a nivel mundial por sus mas de 80 libros sobre liderazgo dice en uno de ellos: “Un líder es aquel que conoce el camino, recorre el camino y muestra el camino”. No hay nada mas acertado que esta frase que resume toda persona que pretenda dirigir una empresa, una dependencia gubernamental, una ciudad o un país. Si no tienes el conocimiento y la preparación para hacerlo es mejor no intentarlo, como dicen en la costa: “No te vistas que no vas”.

En nuestra Cartagena nos hemos equivocado varias veces, nuestra clase política tan desprestigiada, tan vilipendiada, y tan escasa de pensar de manera proactiva, para pensar solo en sus intereses personales, no ha tenido el más mínimo rubor en sacar adelante al querido corralito de piedra, estamos tan rezagados que en esta última ocasión se eligió a otro outsider de la política, pero sin la más mínima preparación, que nos puede llevar a la mas horrible situación sino se hacen los correctivos pertinentes, pero lo que creo es que no se hará absolutamente nada, para seguir gateando, tanto más en medio de esta pandemia que ha traído desempleo, desolación, inseguridad y mucha incertidumbre.

Dentro de este panorama desolador y desértico de la heroica, se avizora un oasis de esperanza, y es precisamente en la agenda nacional, y es la iniciativa que se ha gestado alrededor de varios exgobernadores del país, destacando al exgobernador de Bolívar Dr. Dumek Turbay Paz. El pacto desde las regiones es un acto simbólico que merece ser analizado, sobre todo que después de tantos años, por primera vez, creo, se destaca un liderazgo de estos que se pone en la agenda de la política nacional. Es que para nadie es un secreto que la costa en materia presidencial siempre ha sido un convidado de piedra, donde los grandes macroproyectos se quedan en el altiplano, o en las montañas del occidente del país.

Los verdaderos líderes no se quedan quietos, se destacan por generar nuevas iniciativas, y esto es lo que están haciendo este grupo de exgobernadores, apartados de esa polarización enfermiza, donde ha caído el país. Y es precisamente el contexto de esta premisa, con la cual se pretende ganar un espacio en estas próximas elecciones presidenciales, donde una tercería apartada de esa mal sana costumbre de deslegitimar al otro debe acabarse. Las tesis de DIVIDE Y REINARAS, promulgadas por Maquiavelo, han hecho carrera en todo el mundo, desde Europa, pasando por Estados Unidos, y llegando a Latinoamérica para posarse en Colombia, de una manera más radical, exponiendo argumentos mentirosos y pusilánimes de un bando hacia otro, sobre todo en las redes sociales y en los medios digitales, donde se disparan malquerencias, que soslayan con la calumnia.

Hay países como Colombia donde no existe una buena dosis de consenso sobre temas de importancia nacional, y países que carecen de este consenso, donde la población está dividida, desconfía de los rivales políticos y no está dispuesta a ceder para llegar a acuerdos. Son sociedades polarizadas y sus divisiones producen peores resultados en toda una serie de ámbitos, desde una mayor inseguridad para las empresas hasta una mayor inestabilidad política, pobreza y desigualdad. Dentro de este panorama, creo que el pacto por las regiones, generando unidad desde la costa colombiana, sería el inicio para seguir AVANZANDO en el desarrollo de nuestra Región Caribe.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *