Indignación y repudio es lo que ha generado entre los cartageneros el caso de un presunto abuso sexual a tres niñas por parte de extranjeros en la ciudad de Cartagena. El hecho se registró en el corregimiento de La Boquilla y ante esta situación las autoridades aún no suministran resultados de las investigaciones que se vengan adelantando.

Los presuntos implicados serían tres extranjeros, dos de ellos venezolanos y uno italiano. Las menores tienen 9,10 y 11 años de edad. La Secretaria del Interior anunció, además, que se realizará un consejo de seguridad extraordinario para reforzar medidas y mantener activa la lucha contra la trata.

“La Policía de Infancia y Adolescencia puso en conocimiento de la Secretaría del Interior este aberrante caso. Es el ejemplo de la acción común que debemos hacer frente al delito de trata”, señaló la Secretaria del Interior, Ana María González. Ante este panorama se hicieron tres llamados contundentes

– El primero fue a las autoridades para que den celeridad y apliquen la ley para la protección de los niños y niñas. La Secretaria del Interior hizo un llamado a Migración Colombia, que cuenta con las herramientas para hacer cumplir las leyes en caso que los presuntos abusadores sean extranjeros sean expulsados del país y no puedan regresar nunca.

– El segundo llamado lo hizo a las familias y a la ciudadanía para que ayuden a las autoridades a identificar a este tipo de personas que tanto daño le hacen a los niños y niñas, ganando comisiones con el cuerpo de los menores de edad.

También se refirió a las familias de las niñas víctimas de este hecho, a quienes les dio las gracias por acudir a las autoridades y denunciar. “Esto nos permite utilizar toda la fuerza de la ley para impactar y entregar resultados a la ciudadanía ante este un delito (trata de personas) inaceptable”.

– El tercer y último llamado lo hizo a las personas que desarrollan actividades económicas en la ciudad, algunas legales, pero no éticas. “Es absolutamente inaceptable que se contemple como negocios viables. El llamado es a quienes están ganando dineros a partir de negocios que producen ganancias a personas que abusan del cuerpo de niños y niñas. Para que estos negocios prosperen en Cartagena existe una cadena de valor que lo sostiene en dónde aquellos que dicen ser honestos participan indirectamente en la trata de personas y abuso sexual. Los invito a que reflexionen y a que sepan cuál es su papel en la construcción de una mejor ciudad”.

Comparte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *