Respetuoso de los organismos de control y de sus decisiones, el exalcalde Pedrito Pereira Caballero, manifestó con relación a los planteamientos de la Procuraduría General de la Nación con relación al edificio Aquarela que todas las decisiones adelantadas durante su administración estuvieron supervisadas por el Ministerio Público.

El exmandatario dio a conocer este pronunciamiento luego de que la Procuraduría, incluyera en el listado el nombre del exalcalde y varios de sus exfuncionarios. El Ministerio Público sostuvo, a través de un informe que cerró así la acción preventiva y trasladó el informe para iniciar acciones disciplinarias en contra de diez personas por presunta omisión en el caso del edificio Aquarela.

Al repescto, el exalcalde encargado, manifestó que durante su administración los constructores de Aquarela iniciaron una serie de acciones jurídicas que retrasaron la restitución del espacio público, tanto, que 18 días antes de dejar el cargo un juez ratificó la única decisión que hasta al momento se encuentra ejecutoriada y en firme.

“En los 14 meses que estuve al frente de la Alcaldía, siempre tuvimos un seguimiento permanente de la Procuraduría en el plan de normalización urbanística. Tomamos la decisión a través de un proceso policivo de restitución espacio público en la inspección número 2 donde se ordenó la restitución de los 619 metros. Esa determinación fue apelada por los constructores y también fue confirmada por el Secretario del Interior”, explicó Pedrito.

Finalmente el exmandatario sostuvo que el constructor ofreció, en su momento, un perfilamiento, y esa posibilidad fue negada en nuestra administración. “Respetamos a los organismos de control, estaremos presentes defendiendo nuestras actuaciones, tendremos la oportunidad de aclarar toda la actuación que tuvimos en el edificio y que la única decisión ejecutoriada fue en nuestro encargo”, concluyó Pereira.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *