Cuando los índices del Covid se convierten nuevamente en una amenaza para la ciudad, se lanzó el 3 de diciembre la temporada de fin de año. Y, en medio de este panorama, la situación tiende a recrudecerse toda vez que el Gobierno Nacional anunció que no pedirá pruebas rápidas a los viajeros que vengan del exterior, acogiéndose de esta manera a las disposiciones de la Organización Mundial de la Salud.

Serán más de 2000 uniformados quienes garantizarán la seguridad en la ciudad para la temporada de Navidad y Año Nuevo teniendo en cuenta que se deberán tener en cuenta de manera constante las medidas de bioseguridad para evitar el incremento de los índices de contagios y fallecidos que en la ciudad se ha disparado en los últimos días.

Se tiene previsto fortalecer la presencia de autoridades para la seguridad ciudadana en puntos estratégicos como Centro Histórico, Castillo de San Felipe, Bocagrande, Castillogrande, Laguito, el corregimiento de La Boquilla y zonas insulares. El secretario del Interior, David Múnera Cavadía, por su parte, envió un mensaje a locales y turistas para que sean responsables y apliquen las medidas de bioseguridad para ganarle al virus.

Múnera Cavadía hizo un llamado a los cartageneros para que su comportamiento en esta temporada sea ejemplar, cumpliendo las medidas establecidas por el Distrito, así como tener en cuenta el autocuidado, uso del tapabocas y el cumplimiento de la bioseguridad.

Los cuestionamientos a los decretos y disposiciones de la administración no se hicieron esperar. A través de las redes sociales, se leyeron argumentos como el que las medidas no tocan zonas como el Centro o Bocagrande, para no afectar el turismo que, en nuestro caso, sería el mayor índice de contagio en este momento. Añaden que el mismo, no dice nada de Transcaribe, Bazurto o los centros comerciales y mete en cintura a unos cuantos barrios. Aseguran que las medidas han debido comprometer a toda la ciudad.

Finalmente, señalan que junto con las medidas de seguridad que se han dado a conocer para garantizar la llegada del turismo, ha debido presentarse la capacidad de UCIS y atención hospitalaria, toda vez que en la actualidad está en un promedio del 61 % y se debe manejar entonces una posible proyección para la temporada.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *