Cuando se pensaba que, en medio la reactivación de las playas, los abusos de precios y demás estarían bajo control, un grupo de visitantes de la capital de la República en este comienzo de año fue víctima en las playas de Manzanillo del Mar de esta situación que los dejó a todos sorprendidos y boquiabiertos con el exagerado cobro en la cuenta.

Las tres personas llegaron de la capital invitados por un funcionario de una entidad del orden nacional que opera en la ciudad y de quien nos reservamos su nombre en este portal. Luego de departir durante varias horas las cuatro personas al pedir la cuenta se vieron sorprendidas por una factura que llegó a los más de 700 mil pesos. “Siento que se están violando todas las disposiciones por parte de la administración distrital y situaciones como la que hemos vivido hoy tienden a acabar con el turismo en la ciudad. El trabajo que se está haciendo para reactivarlo da al traste con los exagerados cobros que tienen”, comentó el funcionario desconcertado.

Añadió que la cuenta, al final, se canceló y luego de hablar con los propietarios del establecimiento donde se encontraban, ellos insistieron que se habían acogido a lo dispuesto por el distrito. “Esperamos que los controles lleguen a estas playas de Manzanillo donde las cosas no están claras y sentimos que algo no se está haciendo bien por parte de estos servidores turísticos”, concluyó el funcionario quien señaló que está dispuesto a llevar esta situación a instancias legales para evitar que se sigan cometiendo este tipo de abusos.

Finalmente, el funcionario señaló que una vez dieron aviso a la Policía en la estación de Manzanillo varios uniformados atendieron el llamado y luego de la mediación policial, los visitantes terminaron cancelando 375 mil pesos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *