En un acto profético el Apóstol Esteban Acosta y varios líderes de la comunidad cristiana La Unción, en la madrugada de hoy jueves se tomaron varias zonas de la ciudad de Cartagena ungiéndola con aceite.

La Torre del Reloj Público, la Plaza de la Aduana, el Concejo de Cartagena y el Cerro de la Popa, fueron los sitios escogidos para consagrar la ciudad a Cristo.

“Tenemos por costumbre orar por la ciudad, llevamos años ungiéndola, es por eso que en este tiempo donde la venida del señor está cerca, nuevamente alzamos nuestra voz de clamor por Cartagena y decidimos ungirla, orar y adorar al rey de reyes en las emblemáticas calles del Centro Histórico”.

“Hemos declarado la ciudad como tierra del Espíritu Santo, y es por eso que colocamos aceite en la Torre del Reloj, un sitio icónico de la ciudad, que está siendo mal utilizado y donde hemos visto la proliferación del pecado, por eso nos hemos levantado a interceder por este pueblo que tanto lo necesita”: indicó él Apostol Esteban Acosta.

Cartagena no puede seguir siendo catalogada como la ciudad de la prostitución, la corrupción y el pecado, nosotros como iglesia seguiremos elevando un clamor por la ciudad y la declaramos para Cristo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *